DJ, PÚBLICO, HOST ¿PUEDEN DEFINIR UNA BATALLA?

Son muchos los factores que intervienen en el desarrollo de una batalla. Algunos de ellos dependen únicamente de la habilidad del MC para improvisar poniendo en práctica distintos atributos. Pero también hay otros elementos externos a la batalla en sí, como el host, el público o el dj; que en determinados casos pueden llegar a decantar una batalla. Repasamos algunos de estos momentos.

Por: @gomk_22

“Le entendí todo”- Teorema contra Chuty, BDM Deluxe 2018.

Para un MC, la semifinal de BDM supone el último paso antes de llegar a disputar uno de los trofeos más prestigiosos que existen. Por esta razón, sorprende que una intervención de un miembro del público pueda influir en un momento de tal trascendencia. Interactuar con los espectadores suele ser un punto a favor del MC que utiliza dicho recurso, pero en esta ocasión Teorema no tuvo suerte. Con tal de dejar en evidencia a su rival, Chuty, y a su doble tempo, el cañetino recurrió a preguntar a un miembro del público si había entendido algo de lo que el español acababa de decir. Sin embargo, el seguidor contestó que lo había entendido todo. A Teorema le salió el tiro por la culata y la batalla se acabó de decantar claramente hacia el madrileño.

“...¡TIEMPO!”- Mbaka y Misionero.

El host se encarga de organizar y dinamizar las batallas que se van sucediendo a lo largo de un evento pero, incluso sin querer, hay veces en las que sus intervenciones acaban convirtiéndose en punchlines. Si bien es cierto que dicho recurso depende en gran parte del MC, no podemos obviar el mérito de los hosts. El “¡Tiempo!” de Mbaka o el “¡Ruido!” de Misionero ya son gritos emblemáticos en el mundo del freestyle. Por ello, usar estas intervenciones como recurso es algo que hemos podido observar en más de una ocasión. Si nos remontamos a la Red Bull Nacional de España de 2013, en la batalla que enfrentó a Blon y SRG, esta concluyó con una rima del catalán. Blon empezó rimando: “Cada vez que tu cantas llamas al mal…”, y Mbaka completó la frase con su famoso “¡Tiempo!”. Otro episodio parecido se dió en Argentina, esta vez en la batalla que enfrentaba a Cacha y Sok en Primera Línea. Con “futuro” como temática, Cacha cerró su primer minuto diciendo “Si agarro la instrumental y yo me concentro, parece que tengo una máquina del…” y, como no podía ser de otra manera, Misionero completó aquella rima con un tajante “¡Tiempo!”.

Los disparos de DJ Sonicko- Cacha contra Blon, Ghetto Dreams League.

Hace apenas unos días, en la Ghetto Dreams League de México, vivíamos un episodio nunca antes visto en una batalla. El enfrentamiento entre Cacha y Blon tuvo un punto de inflexión muy claro. Sin embargo, ninguno de los dos MC’s enfrentados fue el protagonista de dicho momento. La intervención que sentenció la batalla fue por parte de, nada más y nada menos, que del DJ: Sonicko. Después de referirse en más de una ocasión a la “pistola” (fictícia, obviamente) de Cacha, este se dispuso a responder a su rival. Tras uno de sus típicos doble tempos, el loberense terminó su patrón gritando “¿Que la pistola a mi se me encasquilla?...” y apuntando a Blon con su mano en forma de pistola. Justo en ese instante, Sonicko puso de su parte y, con un efecto de sonido simulando un disparo, completó una escena épica y decisiva para la batalla.

“Oye dame un corte, que quiero acotar”- Klan contra Trueno, FMS Argentina.

La ayuda del deejay para completar una rima también puede ser consecuencia de la iniciativa del propio MC. Uno de los ejemplos significativos más recientes de esta situación se dió en la sexta jornada de la FMS Argentina, en la batalla que enfrentó a Klan y Trueno. En la ronda de minutos libres Klan, usó un recurso que ya le hemos visto emplear en otras ocasiones: gritar su punchline sin ayuda del micrófono. Pero esta vez fué distinto. Después de actuar prácticamente como si se tratara de un host animando a toda la sala, el rey de las plazas pidió (siempre rimando dentro de su patrón) al deejay, Zone, que “cortara” la base , pudiendo así dar más contundencia y claridad a su grito de “¡Aquí está la copia, acá el original!”. Esta situación es más característica de batallas underground, donde los beatboxers suelen hacer cortes adaptándose al rapeo y fluidez del freestyler que está improvisando.

¿Cómo reciben a los de lejos en México?- Aczino contra Cacha, Ghetto Dreams League.

Las frases o expresiones tradicionales de un país también pueden ser un recurso muy útil para un MC. El hecho de que el público local pueda prever la frase que utilizará el gallo antes de que sea dicha contribuye a alcanzar una puesta en escena perfecta. Un ejemplo clarísimo y muy reciente de ello se dio hace pocos días, en la Ghetto Dreams League. Con el añadido de que se trataba de una final y un round a capela, Aczino hizo gala de su buen entendimiento con el público usando una frase popular en México para atacar a su rival, Cacha. Haciendo referencia a la buena acogida que el argentino había tenido en el evento (gracias en gran parte al apoyo del público), Mau destinó dos de sus cuatro barras a que el público interviniera en la batalla, para después acabar cerrando el patrón con una comparación entre el comportamiento de dicho público y el argentino (refiriéndose a la internacional de Red Bull  del pasado año).

Video: Brunix (https://www.youtube.com/watch?v=Qzddxkq9Nzo)

Estos son algunos de los ejemplos más recientes y recordados en los que los MC’s dejaron de ser protagonistas por un segundo para centrar los focos en otros elementos como los dj’s, los hosts o el propio público. Aún y así, estos episodios reabren el debate de a qué tipo de valoración deben ser sometidos recursos como estos. Porque, si bien es cierto que en algunos casos son los propios competidores los que planean la interacción con factores externos a la batalla, hay muchos otros en las que aportaciones imprevisibles acaban influyendo en el resultado final de un duelo. Por lo tanto, estos episodios quedan a merced del criterio de cada jurado y el contexto en que se desarrollan acciones como las que hemos visto. Momentos en los que ser oportuno, astuto e imprevisible pueden suponer para los freestylers implicados un gran punto a su favor… o todo lo contrario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.