RED BULL CHILE: ¿QUIÉN PODRÍA REPRESENTAR A CHILE EN LA INTERNACIONAL?

La final nacional chilena de la Red Bull Batalla de los Gallos se celebrará el 18 de agosto en Santiago. Competidores de renombre como Drose, Pepe Grillo y Tom Crowley pelearán por revalidar sus títulos, aunque existen alternativas que podrían dar la sorpresa.

Nota por: @jlctraver

Chile es una de las potencias del freestyle en habla hispana. El país andino siempre ha contado con grandes exponentes que forman parte de la élite internacional de las batallas y, además, su underground se ha vuelto especialmente popular gracias al éxito mediático de las DEM Battles. De este modo, existe una gran expectativa por conocer quién será el gallo que representará a Chile en la competición que acapara todos los focos: la final internacional de la Red Bull Batalla de los Gallos.

En este sentido, Chile es un país peculiar, pues ninguno de sus tres principales freestylers en el ámbito internacional peleará por proclamarse campeón nacional; Káiser, Nitro y Teorema, por diferentes motivos, han decidido no inscribirse, por lo que será otro freestyler el encargado de defender la bandera chilena en Argentina. No obstante, esto no supone una tragedia; el panorama chileno cuenta con mimbres de sobra para ofrecer una gran nacional, pese a la ausencia de los tres titanes mencionados, y, pese a la lista cuenta con varios candidatos que podrían dar la sorpresa, es bastante posible que el 18 de agosto Chile cuente con un bicampeón nacional.

Uno de los principales candidatos al trono es Pepe Grillo. Se trata del actual campeón, así que es casi inconcebible no incluirlo entre los favoritos. Además, tiene mucho carisma y el año pasado demostró que no se amilana ante nadie. En la final de la nacional chilena de 2017 derrotó a Dref Quila, quien contaba con el apoyo de gran parte del público, y en la internacional consiguió sacarle una réplica a Arkano, poniéndolo contra las cuerdas en algunas fases de la batalla.

Pepe Grillo, campeón de Red Bull Chile 2017.

Otro de los grandes aspirantes a revalidar el oro es Drose, campeón en 2016. El año pasado cayó en la ronda de semifinales ante Dref y, pese a que tal vez no cuente con el ritmo de competición necesario para imponerse en un evento de estas características, cuenta con varias participaciones en grandes torneos nacionales e internacionales. Su estilo, muy técnico, quizá no se adapte al paradigma de lo que busca Red Bull, pero ya ha conseguido salir campeón gracias a sus estructuras.

Drose, campeón Red Bull Chile 2016.

Por último, Tom Crowley también podría volver a proclamarse campeón. Es el rey del flow chileno y, sin ninguna duda, uno de los gallos más agradables de escuchar. A pesar de que no es un gallo sangriento, su gran fluidez le permitió ganar el oro en 2015, año en el que, además, fue subcampeón internacional. Asistirá a Santiago tras perder contra Mc Vaka en la final de la regional celebrada en esta misma ciudad y con la experiencia internacional adquirida en las dos fechas de la Double AA, aunque no fuera capaz de ofrecer un gran papel en ninguna de ellas.

Tom Crowley, subcampeón internacional 2015.

Sin duda, existen otros competidores que podrían alzarse con el título, pero la experiencia desempeña un papel muy importante en eventos de esta magnitud y la falta de tablas en un escenario tan grande puede jugarle una mala pasada a los aspirantes más inexpertos, como pudimos comprobar en la nacional española, donde Walls, al que todas las quinielas situaba entre los cuatro primeros, se vio derrotado por la presión y cayó en primera ronda ante Navalha.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.